jueves, 28 de mayo de 2015

   Ha sido una semana realmente maravillosa, agotadora, pero muy interesante. El viernes, fue el primer día que pasé en la Fundación Tiovivo, una asociación que, a través de Hipoterapia ayuda a las personas a superar muchos límites. Las clases con los caballos fueron una increíble oportunidad para entrar en contacto con los animales y la estimulación física y mental. Para mí esta es una lección importante,por la paciencia, la calma y la comprensión de la otra persona.

   El viernes en Murcia durante el festival de tres culturas se celebró para mí un concierto único, la banda Kroke actuó junto a Anna Maria Jopek. Kroke es un grupo de mi ciudad natal, que tuve la oportunidad de escuchar muchas veces. Cada año se celebra en Cracovia Festival de la Cultura Judía; un gran evento para los artistas que vienen de todas partes del mundo.
Durante el concierto, ya me sentía como en este festival. Era sensación muy especial para mí, escuchar a alguien de mi propia ciudad en un concierto en Murcia. Un pedazo de mi ciudad a su alcance. El concierto fue increíble, todo el tiempo, me sentí como en Cracovia. O tal vez, me sentí tan bien porque en Murcia también es ya un poco mi casa, y además de la música de Cracovia fue para mí una combinación única.

Desde que estuve en el concierto volví de muy buen ánimo. Espero que a la gente de Murcia le gustara la banda Kroke. Tal vez gracias a este concierto, habrá alguna persona que esté interesada en la música klezmer o música de Judíos polacos. Los festivales tres culturas son una oportunidad increíble para aprender la música de otras religiones y otros lugares del mundo. La música es un lenguaje universal y comprensible para todo el mundo. Se rompen las barreras y permite que se pueda llegar a conocer otras culturas sin palabras.



   El sábado por la mañana me marché a Granada, una ciudad que hace muchos años que ya visité durante unas vacaciones con mis padres. Supongo que entonces ni siquiera se me pasó por la mente que iba a vivir tan cerca de esta ciudad. En Granada, disfruté muchísimo. Es una ciudad agradable, llena de amables personas sonrientes. El sábado terminé la noche visitando la Alhambra, el palacio en la noche es aún más impresionante, con una gran iluminación y un montón de rincones y grietas. Todo el día caminé por las estrechas calles de Granada y traté de comer diferentes tapas en los bares. El Domingo regresé a la Alhambra, cuyos jardines y otros edificios también son hermosos. La Alhambra y Granada me gustó mucho. De nuevo el viaje ha sido un gran éxito y espero ya al siguiente.









Todos los días está haciendo calor,  así que tengo que pensar en ir a la playa :)
Kaja

jueves, 21 de mayo de 2015



   En la última semana se llevó a cabo un evento importante, Namasté Nepal. Fue un Gala Solidaria, dedicada a Nepal, durante la cual se recogieron fondos para personas que sufrieron las consecuencias del terremoto. Había un montón de gente maravillosa, que se aproximaron a la cultura de Nepal y hablaron acerca de la enorme tragedia que conocen las personas que viven allí. Es importante hablar de ello y ayudar como podamos.
   



Ha sido una semana muy tranquila. Me pasé el tiempo paseando y descansando. La temperatura en ocasiones alcanza 42 grados a la sombra que hacía era imposible hacer nada. Salir de casa era agotador. Hicieron dos días de viento adicional, que dieron lugar los sentimientos exactos de frescor, pero sólo empeoró. Fue como una explosión de un horno abierto. :) Secado de pelo en 5 minutos de la salida de la ducha y en la casa quería huir después de sólo 2 minutos. Esta ola de calor por suerte fue sólo temporales y ahora de nuevo podemos disfrutar de un hermoso sol y agradable temperatura de aproximadamente 27 grados.
Estoy empezando a buscar nuevas actividades y ocupar los días con varias tareas. Durante mis paseos aún estoy descubriendo nuevos lugares en Murcia y nuevas calles. Al cabo de un mes me siento mucho más confiada, pero todavía sé que sólo soy una invitada aquí. Tomaré más tiempo para hacerme sentir que conozco bien la ciudad. En otro fin de semana tengo un viaje planeado a Granada para poder explorar esa bonita ciudad.
Kaja 

jueves, 14 de mayo de 2015

Cuando estamos fuera de casa, el tiempo va mucho más rápido. Hace casi un mes ya, que mi casa es Murcia. Cada día que pasa me siento mejor y mejor aquí. Los lugares comienzan a ser familiares en lugar de extraños.Los últimos 10 días fueron realmente muy interesantes. Los días 1 y 2 de mayo se llevó a cabo el festival SOS organizado en Murcia. El festival de música se lleva a cabo al aire libre. 3 escenarios, conciertos de DJ realmente divertidos. La oportunidad de participar en un evento como este es una experiencia muy agradable. La Universidad de Murcia, a través del Servicio de Atención y Voluntariado (ADyV), era responsable de asegurar las tareas de los voluntarios durante el evento. Antes del festival, por nuestra oficina de la Universidad, pasaron cientos de estudiantes que querían ser partícipes de este evento. Es importante observar en la experiencia, ya que se pretende coordinar un gran grupo de voluntarios durante un evento de masas.

Del 3 al 8 Mayo, estuve en  un curso de formación a la llegada para los voluntarios del SVE en Jaén. Fueron realmente muy intensos los cinco días. La formación era de 9:00 de la mañana a 19:00 horas de tarde, con 
cenas de salida, talleres posteriores. Han paso 5 días muy rápido, pero la fatiga de cada día se mostró la hora de volver a casa. Tuve la oportunidad de conocer a otros voluntarios, e intercambiar primeras 
experiencias y sensaciones; fue muy importante. Podríamos hablar de nuestros problemas y dudas. Para conocer sus derechos y obligaciones y otra información útil.




Y lo más importante es que nos encontramos con un grupo de personas realmente excepcionales. Aunque somos de diferentes edades de diferentes países y trabajando en varios proyectos, hemos logrado encontrar un lenguaje común. Para cada uno de nosotros el EVS es algo más, y diferente enfocado, pero para todo el mundo que está  pocos meses viviendo fuera de casa, ayudar a los demás y llegar a conocer unos a otros. Las actividades sociales nos ayudaron mucho para entender y sentirse cómodo con la nueva situación. Los diferentes talleres nos muestran que podemos sentir las diferencias culturales pero podemos convivir con ellos.


























Mi semana intensa finalizó con el fin de semana en Madrid.  
Mi primer viaje, que espero muy agradecida, donde voy a conocer algunas ciudades españolas. Madrid me impresionó de una manera muy agradable. Rincones llenos de gente y lugares hermosos. Lugar donde se puede simplemente sentarse y admirar el edificio. La visita al Museo del Prado también fue experiencia inusual. Tuve la oportunidad de ver de cerca una de mis pinturas favoritas de Bosch. Su imagen siempre me ha fascinado, y quiero decir que yo no podía apartar los ojos de esa maravillosa obra. En el Prado, me sentí de la misma manera, me paré y miré cada pieza. Fue realmente un momento muy interesante e intenso. Ahora es el momento de volver a las responsabilidades de todos los días y volver a aprender poco a poco español.